martes, 23 de octubre de 2007

Escena mítica: "Reservoir Dogs"



Aquí os dejo esta pedazo escena de la ópera prima de Quentin Tarantino, "Reservoir Dogs". Una escena cojonuda, donde Tarantino demuestra ser un genial guionista, consiguiendo crear un ambiente y un interés con diálogos sin importancia, conversaciones de frikadas que todos tenemos en la vida cotidiana, que poca gente puede lograr.

Que la disfrutéis.