jueves, 20 de marzo de 2008

"El apartamento". Mucho más que una comedia.


Título original: The Apartment.
Año: 1960.
Director: Billy Wilder.
Productor: Billy Wilder.
Guionistas: Billy Wilder e I.A.L. Diamond.
Música: Adolph Deutsch.
Reparto: Jack Lemmon (C.C. Baxter 'Buddy'), Shirley MacLaine (Fran Kubelik), Fred MacMurray (Jeff D. Sheldrake), Ray Walston (Joe Dobisch), Jack Kruschen (Doctor Dreyfuss), David Lewis (Al Kirkeby), Hope Holiday (Señora Margie MacDougal), Joan Shawlee (Sylvia), Naomi Stevens (Señora Mildred Dreyfuss), Johnny Seven (Karl Matuschka), Joyce Jameson (La rubia), Willard Waterman (Señor Vanderhoff), David White (Señor Eichelberger) y Edie Adams (Señorita Olsen).
Duración: 125 minutos.

La madre que me parió, la que hacía que no caía por aquí una triste crítica... Pues después de ya un tiempo sin hacer críticas, me toca hacer algunas de las más destacadas que he visto, empezando por esta, que vi en febrero. Simplemente decir que habiendo visto esta, y una semana antes de ver esta "Sabrina", me he aficionado a Billy Wilder (aunque había visto "Testigo de cargo" hace 2 años).

C.C. Baxter es un ambicioso empleado de una firma de seguros de Manhattan. Es soltero y vive solo en un discreto apartamento que presta ocasionalmente a sus superiores para que se encuentren con sus amantes; él confía que los sucesivos favores le sirvan para mejorar su posición en la empresa. Le proponen para un ascenso y Sheldrake, el director, descubre el motivo. También éste solicita las llaves de su estudio para citarse con Fran, una ascensorista de la cual Baxter estuvo enamorado. Al regresar una noche a su casa, Baxter descubre a Fran desvanecida por sobredosis de somníferos; la joven ha intentado suicidarse tras discutir con Sheldrake.

El guión, escrito por Billy Wilder e I.A.L. Diamond, es uno de los mejores de la historia del cine. Con una trama que mezcla comedia y drama, que aunque en alguna pequeña ocasión se hace un pelín más lenta, no es nada de demasiada importancia. Uno de los grandes atractivos del guión es el personaje de Jack Lemmon, por lo menos para mí, ya que es un tipo con el que me he identificado bastante.

La dirección de Billy Wilder es una muestra de maestría y sabiduría tras la cámara. Rodada al estilo de las grandes películas clásicas de la época, con unas hermosas escenas nocturnas y diurnas de la gran ciudad de New York, que harán los placeres de todos los amantes de las películas neoyorquinas al estilo clásico.

El reparto es algo de primera clase. Por un lado, Jack Lemmon hace un papelazo, tanto en el personaje como en su forma de interpretarlo, digno de haber ganado el Oscar al que estaba nominado. Shirley MacLaine está genial en su papel de la señorita Kubelik, bastante merecedora del Oscar al que aspiraba, con el clásico personaje de las películas de esa época de chica enamorada de hombre casado. Fred MacMurray, en el papel del señor Sheldrake, está estupendo también, típico personaje que te cae mal, pero MacMurray lo borda. A destacar también a Ray Walston, Jack Kruschen y la actriz que hace de mujer borracha del bar, que no recuerdo ahora como se llamaba.

La música, de Adolph Deutsch es cojonuda. Al estilo clásico, suena bastante al estilo jazz, muy digna de ganar el Oscar al que inexplicablemente ni estuvo nominada. Estos de la academia...

Sus 5 Oscar: Mejor Película, Mejor Director (Billy Wilder), Mejor Guión Original (Billy Wilder e I.A.L. Diamond), Mejor Decoración en Blanco y Negro (Alexander Trauner y Edward G. Boyle) y Mejor Montaje (Daniel Mandell).
Sus 5 nominaciones no premiadas: Mejor Actor (Jack Lemmon), Mejor Actriz (Shirley MacLaine), Mejor Actor Secundario (Jack Kruschen), Mejor Fotografía en Blanco y Negro (Joseph LaShelle) y Mejor Sonido (Gordon Sawyer).

Pues lo dicho, una obra maestra y todo un clásico.
Mi puntuación: 10.

Ficha en IMDb

2 comentarios:

C.C.Buxter dijo...

Viendo mi nombre adivinarás que esta película me gusta bastante (aunque se me coló la "u" en vez de la "a"...). La ví por primera vez hace ya unos cuantos años, en el programa 300 de "¡Qué grandes es el cine!"; casualmente, el día después de que muriese Wilder. Yo no había visto nada de éste, pero esta película me gustó tanto que he ido viendo todas las que han caído en mis manos (curiosamente, he visto "Testigo de cargo" hace dos días). Yo te recomendaría, especialmente, "Con faldas y a lo loco" y "Perdición".

Por lo que se refiere a "El apartamento", yo también destacaría la música y a Shirley MacLaine, pero sobre todo a Jack Lemmon, que dota a su personaje de una ternura especial (por ejemplo, cuando hace la comida con una raqueta de tenis...). Mi secuencia favorita, sin duda, es aquella en la que descubre que la ascensorista de la que está enamorada es la amante de su jefe, al verse en el espejo roto.

Charly Fratelli dijo...

Bueno C.C., lo primero gracias por pasarte por el blog y por tu comentario.
Pues sí, una de las mejores películas de la historia. Respecto a "Testigo de cargo", como he dicho en el post, la vi hace 2 años, en un ciclo de películas de Agatha Christie, pero creo que debería volver a verla, porque no la vi en condiciones. Tomo nota de los visionados que me recomiendas, aparte de que, curiosamente el domingo me compré la de "Con faldas y a lo loco" pero todavía no la he podido ver.
La escena que dices es realmente una de las mejores. También destacaría la escena final, y algunas secuencias de Lemmon en solitario como la de cuando espera en el teatro o cuando deambula a las tantas de la madrugada por la ciudad, al igual que la de cuando está borracho en el bar.

Saludos!!