domingo, 7 de junio de 2009

"Willard"

Año: 2003.
Nacionalidad: Estados Unidos.
Director: Glen Morgan.
Productores: Glen Morgan y James Wong.
Guión: Glen Morgan.
Basado en la novela de Gilbert Ralston (Stephen Gilbert) "La revolución de las ratas".
Música: Shirley Walker.
Reparto: Crispin Glover (Willard), R. Lee Ermey (Sr. Martin), Laura Elena Harring (Cathryn) y Jackie Burroughs (Sra. Stiles).
Duración: 96 minutos.

A sus treinta años, la vida se ha convertido en una auténtica trampa para Willard Stiles. Perseguido por el fantasma de su padre y atado psicológicamente a su madre, con quien convive en la imponente mansión de la familia, Willard sólo tiene un contacto superficial con la vida porque es incapaz de establecer una conexión con las personas que le rodean. Sólo conserva, gracias a su padre, su trabajo de administrativo en la empresa Martin Stiles Manufacturing, condición que puso aquel antes de asociarse con Frank Martin y que diariamente le recuera a Willard aquella imposición.
Pero un día Willard descubre un vínculo muy extraño: el que tiene con las ratas que viven en el sótano de su casa. De repente Willard se da cuenta de que tiene amigos: centenares de ellos.

La película está basada en la novela de Gilbert Ralston "La rebelión de las ratas". Ya en 1971, se hizo el film adaptado de esa novela "La rebelión de las ratas (Willard)" -con Bruce Davison, Elsa Lanchester y Sondra Locke-, por lo que, en efecto, esta película es un remake.
Firma el guión Glen Morgan (director del film). Una historia sobre un hombre solitario al estilo Norman Bates, que descubre en las ratas del sótano de su casa a sus únicos amigos, especialmente en uno de ellos. La historia, aunque no sea genial, tiene un encanto un tanto curioso, sobretodo en como a veces para algunas personas es preferible la compañía de los animales a la de las personas (lo cual yo no veo mal). Contiene algunos momentos un tanto inquietantes, algunos desagradables, otros innecesarios, pero bueno, una historia interesante al fin y al cabo.

En cuanto al apartado de dirección, Glen Morgan hace un trabajo correcto, unas escenas bien filmadas, junto a un montaje que hace que el ritmo del film no decaiga. Se agradece que al contrario de ciertos "grandes" directores, no se hayan maltratado realmente animales, aunque hay una escena que sobra en cuanto a animales, aparte que una vez ocurrida, ni se vuelve a hacer referencia a ella. Pero en fin, la película está bien hecha, y contiene algunas cuantas escenas destacables.

Reparto encabezado por Crispin Glover -muy alejado del querido George McFly de "Regreso al futuro"- en el papel de Willard. Un personaje que en parte le viene que ni pintado, teniendo en cuenta la cantidad de locuras que han pasado por la enfermiza cabeza del actor. No quiero aquí hacer un post hablando de mi relación de amor-odio por Glover (algún día quizá lo haré), diré que Mr. Densidad hace una actuación bastante interesante. Le sigue el gran R. Lee Ermey, en el papel de un gran hijo de puta (más aún que su papel de Sargento Hartman en "La chaqueta metálica"), el jefe de Willard. Junto a ellos Laura Harring, bastante acertada también. Y Jackie Burroughs, como la madre de Willard, genial.
Como curiosidad decir, que Crispin Glover, vegetariano (no se si por respeto a los animales o por algo que ni él sabe), publicó después del film un libro sobre el arte de cazar ratas. Este chico cada vez me decepciona más. Rechazar hacer las secuelas de "Regreso al futuro" no va a ser lo peor que ha hecho...

La música de Shirley Walker también muy correcta, acorde con el film, con cierto estilo a la de "Psicosis".

Pues eso chatos, una película curiosa, pero no os puedo decir si será mejor que la antigua (que no lo será) ya que no vi la otra.

Mi puntuación: 6.

Ficha en IMDb